Escudo de la Universidad de Guadalajara
Formulario de búsqueda

 

9 de enero de 1959 - Nace Rigoberta Menchú

Cuando ganó el premio Nobel de la Paz en 1992, Rigoberta Menchú se volvió conocida en todo el mundo con algo que parecía fama instantánea pero que era en realidad producto de larga lucha por los derechos humanos y la justicia para los pueblos indígenas y las minorías discriminadas.

Rigoberta Menchú Tum nació en 1959, siendo parte de una familia de la etnia maya quiché en Chimel, departamento de Uspatán en Guatemala. Las condiciones sociales en Guatemala en los sesentas y sesentas eran de fuerte discriminación racial y represión que la familia Menchú sufrió con toda su violencia: ambos padres y el hijo mayor fueron torturados y ejecutados por el ejército o los escuadrones de la muerte por protestar contra el régimen e intentar mejorar las condiciones de vida de los campesinos guatemaltecos.

En 1979, a los veinte años, Rigoberta Menchú se unió al Comité de la Unión Campesina y decidió que su lucha por la justicia y contra la discriminación sería siempre pacífica. Parte integral de su formación es la Teología de la Liberación –desde niña había participado en actividades de catequesis y pastoral laboral- que le sirvió de apoyo para denunciar y protestar.

En 1982, después de haber sido encarcelada se exilió en México, al que le está muy agradecida por su hospitalidad y mediación en los conflictos armados en Guatemala. Cómo parte de este agradecimiento el diploma y la medalla del Premio Nobel está en el Museo del Templo Mayor en la Ciudad de México.

Fue en México en donde Menchú publicó su autobiografía Me llamo Rigoberta Menchú y así me nació la conciencia que fue traducido a 12 idiomas. Con esta publicación se hizo conocida a nivel internacional y su lucha comenzó a recibir apoyo de todo el mundo a través de organismos internacionales e instituciones que comenzaron a ejercer presión. A partir de entonces Rigoberta Menchú se convirtió en el símbolo de la lucha indígena y su reivindicación.

En 1992 fue la persona más joven en recibir el premio Nobel de la Paz. En su discurso de aceptación habló sobre las condiciones de vida de los pueblos indígenas en Latinoamérica en especial en Guatemala e hizo un llamado a organismos internacionales para apoyar la búsqueda de paz y reconciliación. La aportación económica del premio fue invertida en la Fundación Rigoberta Menchú Tum que tiene como misión:

“Contribuir a recuperar y enriquecer los valores humanos para la construcción de una ética de paz mundial, a partir de la diversidad étnica, política y cultural de los pueblos del mundo”

Rigoberta Menchú ha recibido muchos premios y reconocimientos entre los que destacan el premio Príncipe de Asturias y la condecoración de la Legión de Honor francesa con el grado de Comandante.

Enlaces relacionados

Créditos

Redacción e investigación: Lucy Virgen
Ilustración: Marco Sierra

Fecha de publicación: 
Miércoles 09 de Enero de 2013
Compartir en Google Plus